Se dice mucho que los juegos de hoy no son tan difíciles como los de antes. Y, de hecho, en Bitjuegos estamos bastante de acuerdo con esa afirmación. A pesar de que hay títulos actuales que representan un reto considerable, si viajamos al pasado nos encontramos algunos juegos que parecen hechos para hacernos sufrir.

¿Estás cansado de que los videojuegos sean tan fáciles que prácticamente se pasan solos? Si es así y buscas algún reto, apúntate estos siete títulos. No diremos que son los más difíciles de todos los tiempos porque siempre habrá alguno que se nos escape, pero… ¿están estos entre ellos? No lo dudes. Os aseguramos que sudaréis para terminarlos, y que algunas personas… van a ser incapaces de conseguirlo.

Nos hemos centrado en títulos genuinamente difíciles y que no se centran en poner tareas cansinas y aburridas. De hecho, todos los juegos que os vamos a mostrar son extremadamente divertidos, así que os aconsejamos que los probéis.

¿Tenéis otra sugerencia que hacer? No dudéis en compartirla con nosotros para que puedan verla el resto de lectores.

Allá vamos:

Mega Man

Plataforma: Nintendo Entertainment System.
Desarrolladora: Capcom.
Género: Plataformas y acción.
Año: 1987.

Os hemos puesto el Mega Man original de NES, pero aquí también valen el 3 y el 4, que tienen una dificultad más o menos similar. Hace décadas era habitual que a los desarrolladores se les fuera un poco la mano con las exigencias que le ponían al jugador: los enemigos de esta aventura son auténticas máquinas de matar, y el pobre Mega Man lo tenía bastante complicado para poder derrotarlos. De la misma forma, hay muchísimas trampas por todo el camino, la mayoría puestas con muy mala idea.

La premisa del juego era la siguiente: nada más comenzar, podemos escoger la fase en la que queremos jugar. Al final de cada una nos espera un poderoso robot que nos dará una habilidad específica si lo derrotamos. Cada uno de ellos es resistente o débil a una o varias de ellas, por lo que entra en escena tanto la destreza como la estrategia. Perder decenas de veces es lo normal, y hace falta muchísima paciencia y esfuerzo para poder terminarlo con éxito.

Contra: Hard Corps/Probotector

Plataforma: Sega MegaDrive.
Desarrolladora: Konami.
Género: Acción Run and Gun.
Año: 1994.

Sí, Contra: Hard Corps, el de MegaDrive. Aunque es una saga complicada desde su primer juego.

Prácticamente todos los títulos de esta veterana serie de acción de Konami son muy difíciles, pero este juego tiene la distinción de ser el más complicado de todos ellos. La acción es tan brutal y es tan fácil perder que exige unos reflejos extraordinarios en el jugador. Como sabrán los que ya hayan jugado a otros juegos de la saga, morimos de un solo golpe. Sin embargo, el problema no es solo ese, sino que ver una pantalla llena de balas y enemigos al mismo tiempo es lo habitual, y encima el juego corre a una velocidad bastante alta por las capacidades de Sega MegaDrive.

Es probablemente uno de los títulos comerciales más difíciles que se han desarrollado nunca. El original de NES es complicadísimo, pero si os decimos que al lado de este es un camino de rosas… creo que podréis haceros una idea de cómo es este juego.

Battletoads

Plataforma: Nintendo Entertainment System.
Desarrolladora: Rare.
Género: Beat’em up.
Año: 1991.

Muchos títulos de NES eran considerablemente difíciles por las limitaciones de la época, pero Battletoads se hizo así a conciencia. ¿El resultado? El beat’em up más duro que os vais a encontrar en el mercado, estando incluso por encima de numerosos videojuegos de recreativas.

La tercera fase de Battletoads (sí, la de las motos) fue una pesadilla traumática para los niños de la época, pero lo cierto es que los niveles que llegan después tampoco son un paseo, precisamente. Ese nivel está considerado por muchos el más complicado de la historia de los videojuegos, e incluso este juego tiene fama de ser de los más difíciles que se han hecho en general, tanto si hablamos de los comerciales como de los no comerciales. Y, al igual que ocurre con Contra, podéis frustraros con él en compañía de un amigo. Y… con otra persona al lado es incluso más difícil que jugándolo en solitario.

The World’s Hardest Game

Plataforma: PC, vía navegadores (flash).
Desarrolladora: Snubby Land.
Género: Estrategia, habilidad.
Año: 2008.
Puedes jugarlo haciendo clic aquí.

Sí, se llama así. The World’s Hardest Game en español se traduciría como “El juego más difícil del mundo”. Los desarrolladores publicitaron su creación de esta forma. Ellos garantizan que es el título “más difícil que has probado y probarás jamás”. ¿Es cierto eso que dicen? No, no es cierto, pero… no andan lejos.

La premisa del juego es muy simple: manejamos a un cuadrado (sí, de verdad) y nuestro objetivo es avanzar por unos laberintos esquivando unas bolas azules que se mueven. Este título requiere muchísima habilidad y reflejos, y también estrategia, ya que a partir de ciertos niveles nos veremos obligados a estudiar el recorrido antes de movernos.

Es gratuito y podéis jugarlo online, sin instalar nada. Sacaron también una segunda parte de dificultad similar y más larga, pero… nada como el original, claro.

Syobon Action/Gato Bros./Cat Mario

Plataforma: PC.
Desarrollador:ちく(Chiku).
Género: Plataformas.
Año: 2007.
Puedes jugarlo haciendo clic aquí.

Syobon Action (más conocido en España y Latinoamérica como Gato Bros.) es una parodia del clásico Super Mario Bros. lanzado para NES en 1985. En este juego freeware completamente gratuito encarnamos a un gato para superar una aventura plataformera.

La gracia de Gato Bros. es que la cantidad de trampas es gigantesca, enorme. El juego solo tiene cuatro niveles (más otros cuatro que se desarrollaron posteriormente), pero estos están llenos de peligros que no se ven venir y tenemos que sortear haciendo uso de la habilidad… y nuestra memoria. Será necesario caer en muchas de ellas para pensar en cómo esquivarlas, y el título se basa mucho en sorpresas basadas en esquemas jugables clásicos.

Todas las trampas están pensadas específicamente para matar al jugador, por lo que perder la paciencia con esta obra es muy fácil. Además, en algunas ocasiones tendremos que utilizar nuestro ingenio para descubrir cómo superar los niveles, por lo que finalmente no es tanto “ensayo y error” y Gato Bros. es genuinamente complicado.

El juego se instala en plataformas tipo Windows, pero un grupo de usuarios ha hecho que pueda disfrutarse online.

La-Mulana

Plataforma: PC.
Desarrollador: Nigoro.
Género: Metroidvania.
Año: 2005.

La-Mulana es un título peculiar: la primera edición de este metroidvania fue creada por un grupo indie japonés en sus ratos libres y posteriormente fue lanzada de forma gratuita a Internet. Sí, no era comercial. Poco después se hizo un remake que llegó a Wii y Steam en 2011 y 2012, respectivamente, y en 2018 se estrenó una segunda parte que analizamos en Bitjuegos.

A pesar de que La-Mulana, su remake y La-Mulana 2 son tres juegos considerablemente difíciles, el original sigue siendo la experiencia más dura y complicada de las tres. ¿Y en qué consiste? En mucha habilidad, reflejos… y sobre todo cerebro. Es un título basado en la exploración y los puzles, en el que las ruinas que exploramos forman parte de un todo. Es un metroidvania y al mismo tiempo un puzle gigantesco con enigmas oscurísimos que dejan en ridículo a algunas aventuras gráficas de los 80 y los 90 en cuestión de dificultad. De las obras más difíciles que os vais a encontrar.

Ya de por sí es un homenaje a títulos clásicos de MSX (sobre todo a The Maze of Galious, 1987), así que ya os podréis imaginar en qué tipo de jardín os estáis metiendo a la hora de enfrentaros a él.

I Wanna Be The Guy

Plataforma: PC.
Desarrollador: Michael “Kayin” O’Reilly.
Género: Plataformas.
Año: 2007.

Aquí sí que nos mojamos: I Wanna Be The Guy es el videojuego más difícil jamás creado. ¿Tanto? Sí, en serio. Además de ser increíblemente complicado, también es un título de plataformas sobresaliente en todos los aspectos: es largo, divertido y muy original.

Esta popular obra freeware lanzada para PC es una parodia de los juegos clásicos de las eras 8 bits y 16 bits, en las que, como hemos antes, a algunos desarrolladores se les iba la mano con la dificultad. En I Wanna Be The Guy, por lo tanto, hay numerosos homenajes y cameos de múltiples títulos, entre ellos Metroid, Castlevania, Punch Out!!, Bionic Commando o Mega Man.

Prácticamente todo nos puede matar en este título, incluyendo trampas como miles de pinchos, cerezas, piezas de Tetris, la luna…

Terminarlo es una odisea increíble y una cosa de la que uno puede estar orgulloso.

Su modo más elevado de dificultad solamente ha sido superado por menos de diez personas en todo el mundo, por impresionante que pueda sonar. Muchos no podemos ni soñar con lograr algo así (cuando lo probéis entenderéis lo que os decimos), por lo que ver que hay gente capaz de lograrlo hace pensar que la Humanidad puede conseguir prácticamente cualquier cosa.

Y aquí terminamos este pequeño recorrido por algunos de los videojuegos más difíciles jamás creados. ¿Queréis decir algo o tenéis alguno que compartir para que los demás podamos conocerlo? No os cortéis y aprovechad la sección de comentarios para hacerlo.

0

DEJA UNA RESPUESTA

Comenta!
Introduce tu nombre